Empresa

¿Cómo crear una empresa?

como crear una empresa
Cada año miles de persona toman la decisión de iniciar una empresa propia. Las razones de dicha determinación son muy variadas. Van desde ansias de ser su propio jefe, consolidar una idea de negocio o simplemente necesidad de tener mejores ingresos.

Ahora bien, lo cierto es que muchas de estas empresas no tienen el éxito esperado. Y por lo general las causas de ello, son errores que se cometen al momento de conformarlas.

Por eso es importante que al momento de darle curso a una idea de empresa  se sigan detalladamente una serie de pasos. Estos incluyen la formación, estudio del mercado, mecanismos legales, estrategias de marketing, entre otros.

Para ayudarte en este  proceso en este post te ofrecemos una serie de datos respecto a cómo formar una empresa. Estamos seguros que siguiendo estos consejos, tu iniciativa de negocio arrancará con muy buen pie.

Comienza con la formación

La formación es uno de los aspectos más importante al momento de establecer una empresa. Pues por muy buena que sea la idea y los conocimientos que tengas en tu especialidad, una empresa requiere de saberes específicos.

Dichos saberes tienen que ver con los requisitos que exigen para montar una empresa, tanto legal como mercantil. Así como también con el funcionamiento de la misma, cómo se mueve el mercado, cuales son las mejores técnicas publicitarias, etc.

Con estos conocimientos de seguro estarás preparado para afrontar cualquier inconveniente que se te presente mientras se consolida tu empresa.

Has un estudio del mercado

Aunque creas tener una idea súper innovadora, no es bueno que te lances al océano de los negocios, sin saber nadar en él. Lo mejor que puedes hacer es evaluar el mercado donde piensas poner en marcha tu empresa. De tal manera que tengas conocimiento si esta será bien aceptada.

Algunos interrogantes que debes hacerte es  ¿Cómo sería mejor ofrecer tu producto o servicio, de manera online o  física? ¿Será local o quiero que traspase fronteras? ¿Hay empresas semejantes en lo que sería tu radio de acción?

En dicha evaluación también debes determinar las debilidades y fortalezas de tu posible negocio. Así como también  los obstáculos que puedes encontrarte mientras navegas hacia su consolidación.

Establece un plan de empresa

Ya con los conocimientos necesarios, otro paso fundamental es establecer o crear un plan de empresa. Este plan viene a ser un documento inicial por medio del cual se guiarán todas las actividades de la empresa. Tanto las que se desarrollen en sus inicios,  como durante los años que funcione.

El plan de empresa incluye aspectos como los datos básicos del negocio. Es decir nombre del mismo, detalles de la actividad que se va a desarrollar y montante de la inversión. Así como también ubicación geográfica, cantidad de trabajadores que requiere y fecha en que comenzará a operar.

Aunado a eso se debe anexar en este plan, la definición exacta del negocio a realizar. Información que debe estar direccionada a la par con las líneas de acción a ejecutar para su desarrollo y las proyecciones futuras.

¿Qué ventajas proporciona un plan de empresa?

  • Ayuda a darle forma a la idea: Como yo la mencionamos, la sola idea no basta para que una empresa resulte exitosa. Esta debe ser analizada para saber si es será rentable ponerla en marcha.

A través de este análisis se sabrá si será bien acogida por el publico y como será la mejor forma de presentársela. Es decir, poco a poco a la idea inicial se le va dando forma.

  • Permite determinar la vialidad económica del negocio: En este documento se recopila las estimaciones financieras requeridas para llevar a buen puerto la idea.

De igual forma se hacen proyecciones respecto a todo el dinero que se necesita invertir. Y las ganancias que se obtendrían a corto, mediano y largo plazo.

  • Facilita la obtención de financiación: Bien redactado y presentado, el plan de empresa constituye una buena carta para solicitar financiamiento para tu empresa.

Además, con este documento es posible atraer a posibles socios o de ser necesario captar a los clientes iniciales.

  • Favorece la organización: Con un buen plan de empresa, el desarrollo de un negocio se dará de manera organizada, lo que en definitiva se traduce en mayores posibilidades de éxito.

Divisiones o tipos de plan de empresa

El plan de empresa abarca todos los aspectos importantes que se requieren para la conformación de una empresa. De allí que puede ser un documento bastante extenso.

Es por eso que muchas personas optan por dividirlos en diversas áreas de interés. O en su defecto realizar un plan de empresa para cada una de esas áreas.

Esta última opción es muy recomendada, pues permite tratar ampliamente cada aspecto que abarca la creación de una empresa. Y su vez cumplir cada uno de los pasos que exige ese proceso. Es así como hay plan de empresas jurídicos, operativo, económico,  de marketing o de recursos humanos.

Determina el aspecto legal de tu empresa

Ya con la idea consolidada y el plan de empresa establecido, es hora de ocuparse del aspecto legal de tu negocio. Como la obtención de licencias y permisos. Este paso es importante y exige una serie de trámites y gestiones para que tu proyecto inicie sin inconvenientes jurídicos. Algunos son:

La forma jurídica de la empresa: Debes determinar por cual figura jurídica se regirá tu empresa. Puedes optar entre una sociedad anónima, una sociedad limitada o cooperativa. Todo dependerá de las necesidades y características de tu empresa. Este paso es importante darlo con la asesoría de un experto.

La certificación negativa: Este documento es otorgado en el Registro Mercantil Central y el mismo se acredita la exclusividad de los nombres de las empresas. Es decir, te garantiza que no haya otra empresa con el mismo nombre que la  tuya.

El NIF y el Registro Mercantil: El Número de Identificación Fiscal (NIF) y la inscripción en el Registro Mercantil, son documentos que dan plena competencia jurídica. De allí que es muy importante obtenerlos  a la hora de establecer una empresa.

Otros documentos necesarios para que tu empresa arranque con buen pie es el de Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE) y el Registro de Patentes y Marcas. Este último te permite proteger jurídicamente tu producto o idea (si es algo muy innovador).

Establece tus técnicas o estrategias de marketing

En todo negocio el marketing o publicidad juega un papel fundamental. Pues a través de estas podrás llegar al publico que desees, de tal manera que conozcan tu producto o servicio.

Es por ello que las estrategias que elijas en este campo deben estar alineadas con tus objetivos de negocio. Algunos aspectos que debes tomar en consideración para ello son: el público al que irá dirigido, a través de qué canales las difundirás, el enfoque que tendrá, entre otros.

Para  que el marketing  sea más exitoso, es necesario establecer un branding sólido. Esto se refiere al logo, diseño y colores que identifiquen a tu marca o producto. Elementos que deben ser únicos, innovadores e impresionantes para que al observarlos de inmediato se relacione con tu negocio.

Ahora bien, si desconoce como se mueve el mundo publicitario, lo más recomendado es que te asesores con un experto. Hay especialistas en el área que ofrecen sus servicios de manera permanente o solo por proyectos.

Posiciona a tu empresa en el mundo digital

En la actualidad el mundo digital juega un papel fundamental en el éxito de muchos negocios. De tal manera que es importante que aprendas a explotarlo para el beneficio de tu empresa.

Puedes iniciar comprando un dominio, de tal manera que tu empresa tenga un nombre reservado online. La terminación de dominio más recomendada es .com; ya que  esta permitirá una ubicación más amplia.

Hay otra opción para obtener más visibilidad en la web. Y es que tanto el nombre de tu empresa como el dominio tengan una keyword o palabra clave en común.

También es importante que crees una página web atractiva, es decir que una vez el usuario entre a ella sienta deseos de navegar. Pero también debe ser  sencilla de usar. Y es que una buena página web te permitirá tener un mayor contacto con clientes potenciales.

Además de ello es significativo que alojes tu web en un buen hosting o servidor. Aunque para ello debes estar al tanto que muchos de ellos no funciona en español. De tal manera que debes investigar muy bien cual será funcional para tu empresa.

Otras formas de que tu empresa tenga presencia en el mundo digital, es a través de blog. Así como  también por redes sociales como Instagram, Facebook y Twitter. En ellas podrás publicar notificaciones, fotos, ofertas, eventos o hacer concursos. Estrategias dirigidas a contactar futuros clientes.

Determina todo lo referente a los recursos humanos

Si vas a necesitar contratar personal es muy importante que manejes con eficiencia todo lo referente a su selección. Y es que para la contratación del equipo humano no es bueno dejarse llevar por sentimientos de amistad o familiar.

Lo mejor es contratar a personas calificadas en cada uno de los puestos que se requiera. Para ello es necesario evaluar su experiencia, profesionalidad y por supuesto responsabilidad.  Una buena opción es hacer uso de las redes sociales y blogs, que sin currículum en vivo de las personas.

 

Añadir comentario

Haz clic aquí para publicar un comentario