Descuento de pagarés: las mejores empresas

descuento pagares
El descuento de pagarés es una de las fuentes de financiación más utilizadas por las pequeñas empresas y los autónomos, debido a las restricciones al crédito que muchas entidades bancarias han puesto en los últimos años. Además, el descuento elimina trámites y minimiza el riesgo ante una hipotética bajada de la actividad que dificulte hacer frente a los préstamos.
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

¿Qué es un pagaré?

El pagaré es un documento que extiende y entrega una persona a otra mediante el cual contrae la obligación de pagarle una cantidad de dinero en la fecha que figura en él.

El avalista, puede ser un tercer sujeto que interviene en la realización de un pagaré, pero habitualmente estos títulos de crédito no suelen contar con uno. El pagaré está considerado uno de los métodos de cobro más seguros y además, presentan como ventaja que pueden cobrarse de forma anticipada a través del servicio de descuento de pagarés.

 ¿QUÉ ES EL DESCUENTO DE PAGARÉS?

En ocasiones el tenedor del pagaré necesita liquidez, y para ello tiene la posibilidad de vender el pagaré antes de la fecha de vencimiento, es así como surge el descuento de pagarés. Por tanto el descuento de pagarés no es mas que la venta del pagaré en una fecha anterior al vencimiento del mismo.

Como esta acción actualmente es muy común han surgido numerosas entidades crediticias, empresas, consultorías e intermediarios que se dedican a realizar dicho servicio.

Este es un servicio muy recurrido por pequeñas y medianas empresas, así como por autónomos, debido a sus reducidas sumas de liquidez y su difícil acceso al crédito. Por ello estas empresas recurren a esta operación para obtener liquidez a un coste inferior.

Tipos de pagarés

Existen varios tipos de pagarés:

Pagarés a la orden

Todo pagaré será a la orden excepto que lleve implícita la cláusula “no a la orden”. Estos efectos podrán transferirse sin problema a un tercero como forma de pago, a esto lo denominamos endoso.

La característica más importante es que este pagaré puede ser cedido a otra persona o a otra entidad financiera sin tener que avisar obligatoriamente al pagador. De hecho, este tiene que atender a su obligación de pago con las mismas condiciones contractuales que tenía con el intermediario con el que firmó. Por ello, el deudor que tiene la obligación de pagar no tiene por qué ser notificado del cambio de titularidad. Es lo que se conoce como endoso de pagaré dentro del ámbito financiero.

La ejecución se produce siempre y cuando el endosante presente su conformidad en el dorso del pagaré, como propietario en el inicio de los derechos de cobro. La firma en el dorso del pagaré y la entrega física del mismo al nuevo endosatario sirve como transmisión de los derechos del pagaré a la orden.

Pagarés no a la orden

Si un pagaré es no a la orden indica que el titular de éste tiene la prohibición de endosar el pagaré a un tercero, sólo él puede ser el propietario. Aún así, se puede transmitir por cesión ordinaria. Se le comunica al emisor por vía notarial pero él tiene el derecho a negarse. Si este último no se opone, se da por entendido que el importe se pagará a un tercero llegada la fecha de vencimiento del pagaré.

Al conllevar la cláusula “no a la orden” el pagaré no se puede endosar a terceros; esto implica que solo se puede transmitir por cesión  de  crédito,  conllevando condiciones jurídicas específicas. A diferencia de un pagará a la orden, si se desea ceder a un tercero  este tipo de pagaré  se deberá notificar al firmante de forma inmediata y probatoria (mediante notario o burofax). De no ser así, el deudor  puede seguir pagando a su anterior acreedor sin obligación de pagar al nuevo.

Es importante tener en cuenta que, si notificada la cesión, el deudor no expresa su disconformidad, la cesión se entiende por aceptada y consentida, adquiriendo la obligación de pagar al nuevo acreedor desde la misma fecha de recepción de la notificación. Se entiende entonces por qué las entidades no pagarán el importe del descuento del pagaré hasta que no esté confirmada y aprobada la notificación de la cesión por parte del firmante.

Diferencias entre pagarés «a la orden» y pagarés «no a la orden»

  • La diferencia principal entre ambos pagarés es, obviamente, la obligación o no de notificar y aprobar el librado.
  • Son pagarés a la orden todos los pagarés que se firman y no vienen especificados como «no a la orden». Dicho de otro modo: un pagaré «no a la orden» solo lo es si se especifica de forma clara.
  • El pagaré «a la orden» se puede transmitir sin obligación de notificar al emisor inicial.
  • El pagaré «no a la orden» no se puede transmitir sin notificación y aprobación. Esto requiere un instrumento probatorio de dicha notificación, que se hará mediante notario o burofax.

Sin recurso

La empresa que solicita el descuento recibe el dinero que ha pedido de forma inmediata . De esta forma, la entidad financiera responderá en caso de que haya que reclamar el cobro a un tercero. Esto permite que la empresa puede considerar el cobro al contado, permitiendo que sus ratios de balance mejoren.

Al pagaré «sin recurso» se le suele comparar (y confundir) con un seguro de crédito, pero no es lo mismo, ofreciendo ventajas bastante significativas:

  • Las ventas se aseguran tratando cada operación de forma individual, lo que implica no tener que pagar una prima total en base a la facturación
  • A diferencia de un seguro de crédito, este tipo de pagaré puede cubrir el 100% de la factura, incluido el IVA
  • Los tiempos y plazos también son distintos. Mientras que con un seguro de crédito la entidad indemniza únicamente después de sufrir el impago, con el descuento «sin recurso» se cobra antes, ya que la contratación de este producto deja blindado al emisor frente a impagados.
  • Esto implica una mejora en los ratios del balance de la empresa, ya que permite reducir el saldo de clientes en la contabilidad, disminuyendo loslos plazos de cobro.

Con recurso

En esta modalidad es la empresa solicitante del descuento la que, en caso de impago,  responderá ante el mismo.

De terceros

Es la fórmula empleada por muchas empresas que suelen cobran sus ventas mediante pagarés. La entidad anticipa el cobro de un pagaré de terceros, en caso de necesidad, sin esperar a la fecha de vencimiento, ya que esta puede prolongarse en el tiempo hasta varios meses

VENTAJAS Y DESVENTAJAS DE DESCONTAR PAGARÉS

El descuento de pagarés puede ser una buena opción para nuestra empresa en determinadas ocasiones.

Ventajas de hacerlo:

  • Flexibilidad: El servicio de descuento de pagarés permite al beneficiario descontar sólo aquellos documentos que crea necesarios. No requiere una línea de descuento express que te obligue a descontar todos tus documentos crediticios de golpe.
  • Fuera impagos: Algunas entidades de financiación, asumen el riesgo de impago en caso de que el emisor no abone el importe llegada la fecha de vencimiento.
  • Mejora de las ratios de balance: Con el descuento, se reduce el saldo de los clientes y disminuyen los plazos de cobro. Eso sí, si optas por descontar los pagarés a través de un banco, a la vez que mejora nuestra ratio de balance también aumenta nuestra deuda.
  • Rapidez:Consigues financiación de forma inmediata, consiguiendo solucionar de forma rápida los problemas de liquidez.

Desventajas de hacerlo:

  • El coste: Adelantar el cobro a la fecha de vencimiento tiene un precio. Es decir, que si adelantamos el cobro no cobraremos la totalidad del importe que nos corresponde por el pagaré. La entidad de financiación te cobrará un tanto por ciento por el anticipo y perderemos una parte del beneficio por venderlo antes de plazo.

Cómo se descuenta un pagaré

La entidad o empresa que vaya a realizar el descuento de pagaré te pedirá una documentación. Por regla general, una vez aprobado, no deberás esperar largos trámites para recibir el dinero. Algunas entidades facilitan el procedimiento enviando a las instalaciones de las empresas gestores que informan sobre las condiciones del servicio, permitiendo optar por distintos productos financieros, según las necesidades de liquidez que tenga el negocio.

El funcionamiento del Descuento de pagarés consiste en

  1. La empresa emite una factura a su cliente quien a su vez emite la orden de pago.
  2. Cuando la empresa ya tiene el pagaré, facilita dicho documento a la entidad que va a emitir el descuento de pagaré.
  3. La entidad abona la cantidad que la empresa necesite (normalmente de forma inmediata).
  4. Una vez se cumple el periodo de pago, el deudor  (el cliente de la empresa) tendrá que abonar a la entidad la cantidad del pagaré.

Dónde descontar pagarés: las mejores empresas

Actualmente las empresas más destacadas en descuento de pagarés a nivel nacional son las siguientes: Gedesco, Corfisa, Crealsa, Famisa, Pagaralia, Novicap

Gedesco

Gedesco es posiblemente una de las empresas de descuento de pagarés más conocidas en España por su repercusión mediática. Aunque es conocida por este servicio, esta empresa también ofrece otros productos financieros para otorgar liquidez inmediata a cualquier compañía, como el anticipo de facturas. Estos productos tienen un interés que parte desde el 3,75% nominal anual. En su cartera encontramos servicios como el factoring, el descuento de pagarés, el confirming, el factoring internacional o el anticipo de certificaciones. También anuncia préstamos amortizables a seis meses al 0% de interés para el pago de impuestos, adquirir stock o financiar ventas, entre otros supuestos.

Debido a su solvencia y reputación es una de las compañías más fiables del mercado.

Corfisa

Esta compañía madrileña, aunque de ámbito nacional, ofrece a sus clientes descuento de pagarés, factoring, anticipo de facturas y descuento de letras y otros títulos valores, incluyendo descuento de certificaciones públicas. Ofrece, además, servicios para pymes como préstamos, anticipo de contratos o avales técnicos. Cuenta con delegaciones en Madrid, Barcelona y Sevilla.

Crealsa

 Crealsa está fuertemente especializada en el descuento de pagarés, tanto a la orden como no a la orden, con recurso y sin recurso. Cuenta con un servicio de descuento online para que cualquier empresario pueda acceder a este modelo de financiación sin moverse de su oficina. En su web ofrece un servicio de búsqueda mediante el CIF para que cualquier compañía pueda saber de manera rápida y sencilla si su cliente cuenta con línea de crédito con ellos. Crealsa tiene su sede social en Valencia y cuenta con delegación en Madrid. Esta empresa también realiza descuento de pagos domiciliados.

Famisa 

Famisa promete descuento de pagarés en 24 horas, sin límite de cantidad, sin gastos de estudio y sin retenciones. Para ello el cliente sólo tiene que enviar la documentación por fax o correo electrónico (pagarés y facturas) y esperar la respuesta afirmativa de la compañía. Esta respuesta tiene lugar en un máximo de 24 horas, aunque por lo general ocurre durante la misma mañana. Si la propuesta es aceptada, el cliente cobrará en un máximo de 24 horas la cantidad acordada. Famisa está en el mercado desde 1965 y ya cuenta con una cartera de más de 3.000 clientes y más de 16.000 operaciones realizadas.

Pagaralia

Pagaralia se especializa básicamente en el descuento de pagarés sin recurso y el anticipo de facturas y certificaciones. Las operaciones de descuento se realizan, como adelantamos anteriormente, sin recurso. Gracias a ello, la entidad financiera no podrá reclamar a su cliente en caso de impago, sino que tendrá que hacer frente al mismo y gestionarlo directamente con el emisor del pagaré. En Pagaralia, además, acepta pagarés emitidos por empresas de rating bajo por su alta probabilidad de producir impagados, un riesgo que no todas las entidades asumen.

Novicap

Novicap se presenta al mercado con un punto de vista más innovador. Operando a través de su plataforma digital, esta empresa permite a los clientes subir sus facturas a través de internet y venderlas entre los inversores profesionales que trabajan con esta compañía. Según la empresa, los inversores proporcionan hasta el 90% del valor nominal de la factura en apenas un día hábil. El 10% restante se abona tras el vencimiento de la factura, cuando el cliente la pague a Novicap. En ese momento se retienen los costes. Esta empresa opera sin comisiones ocultas, sin garantías personales y sin afectar a la Cirbe.

Línea de descuento de pagarés

Tiene que ver con el descuento pero no es un tipo especial sino más bien una forma de facilitar la operativa de descuento de pagarés. Descontar de manera individual además de lento es más costoso, porque la entidad financiera realiza un estudio de solvencia del emisor. Por otro lado, en las líneas de descuento de pagarés, la entidad financiera realiza un estudio previo de los principales emisores de pagarés, clientes de la empresa que solicitan la línea y esta misma, al ser quien pagará en caso de impago del pagaré; y así se fija el límite máximo de la línea. Al igual que en la línea de crédito, la empresa puede ir descontando pagarés hasta el importe máximo concedido. Este importe se irá reduciendo según vayan venciendo los pagarés descontados.

¿Qué son las líneas de descuento?

Dada la necesidad de muchas empresas de financiar sus ventas, el mercado financiero creó las líneas de descuento. Es habitual que las empresas que se encuentra en dicha necesidad, recurran a pagarés, recibos normalizados y letras de cambio, que se caracterizan por tener un vencimiento posterior a la fecha en al que se ha emitido el documento de cobro.

La línea de descuento permite adelantar el cobro, siempre con el pago de un interés que depende de:

  • El plazo de vencimiento del pago del débito
  • Clasificación crediticia o rating que tenga el pagador.

Cómo funciona

El procedimiento suele ser muy simple, pero requiere de análisis y aprobación por parte de la entidad:

  1. La empresa solicitante debe aportar los datos que la entidad solicita. Por lo general, esto se puede hacer online mediante formularios de contacto.
  2. La entidad estudia el riesgo que supone formalizar la línea de descuento. En este punto la entidad puede solicitar que la empresa aporte más datos o documentación. En los casos de sociedades de reciente constitución, es muy frecuente presentar la escritura de constitución de la empresa.
  3. Aceptado el valor riesgo, la entidad formaliza la línea de descuento y se lo notifica a la empresa.

Ventajas de tener una línea de descuento

Las  principales ventajas de disponer de una línea de descuento son:

  • La empresa obtiene liquidez de una forma inmediata.
  • Como la entidad ha realizado un análisis de riesgo, la empresa tiene la seguridad de poder descontar los pagarés que reciba de los clientes, lo que le permite realizar una previsión de financiación.
  • La empresa ni suma CIRBE ni aumenta la deuda en su balance.
  • La financiación que aporte la entidad no dependerá de la solvencia de la empresa. En realidad, esta financiación depende de la capacidad de pago de los clientes que emiten los pagarés que la empresa descuenta.
  • Por lo general, casi todas las entidades que emiten líneas de descuento de pagarés suelen vincular este producto a otros productos con ventajas exclusivas, como por ejemplo conseguir porcentajes de financiación adicional (en algunos casos hasta el 50%) a través de líneas de crédito.
Abrir chat